rape

Este es un plato festivo. Pa1ra prerparar en una celebración importante o para invitat a los amigos y hacerles morir de envidia. Es un plato relativamente caro, el rape es uno de los pescados más apreciados y consecunetemente valorados, pero el resultado es un plato exquisito. Además los puedes tener preparados y los calientas justo antes de comer, cuando hay varios a comer es práctico para no estar pendiente de la plancha, el punto del pescado…y este rape con patatas y almendras es de lo más socorrido. Pruébalo.

 Ingredientes (4 personas):

1 kg de filetes de rape

4 patatas medianas

50gr de harina

2 dientes de ajo

1 cebolla hermosa

2 pimientos verdes italianos

1 cucharadita de pimentón

Guindilla al gusto

6 cucharadas de tomate

12 almendras

125 ml de fino o vino blanco amontillado

500 ml de caldo de pescado hecho con las espinas del rape

Unas hebras de azafrán

Aceite de oliva virgen extra

Perejil fresco

Sal

Pimienta negra

Preparación:

1. Cortar los filetes de rape en porciones de 3x3 cm limpiándolos bien de todas las telillas posibles.

2. Pelar los dientes de ajo y freírlos en una cazuela hasta que se doren ligeramente. Se retiraránn a un mortero.

3. En la misma cazuela donde hemos frito los ajos y en el mismo aceite, freímos los trozos de rape ligeramente salpimentados y pasados por harina. Sacamos y reservamos.

4. Picamos la cebolla y el pimiento en trocitos pequeños y los freímos en el aceite que ha quedado

5. En la cazuela añadimos el tomate y un poco de pimetón y lo dejamos reducir ligeramente.

6. Los ajos los machacamos con el perejil, con las almendras tostadas, la guindilla y un poco de sal y lo diluimos con el vino.

7. Luego incorporamos el majado del mortero que sofreímos ligeramente. Igual que las patatas peladas y cortadas en octavos.

8. Completamos con el caldo de pescado y unas hebras de azafrán y dejamos hervir unos 20 miutos hasta que consigamos una salsa bien integrada y las patatas tiernas.

9. Comprobamos el punto de sazón e introducimos los trozos de rape, damos un hervor todo junto, apagamos.

10. Servimos adornándolo con lámonas de almendra y ¡a comer!

Este plato debe ir acompañado con pan de hogaza y vino blanco joven, bien frio.

Criticón Digital