atentados yemen

Al menos 137 personas murieron y 345 resultaron heridas en cuatro ataques con explosivos en dos mezquitas controladas por los rebeldes en Saná, la capital yemení.

La televisora Al Masirah informó la nueva cifra de fallecidos horas después de los atentados en la ola de violencia más fuerte que golpea a este país árabe. The Associated Press.

Ninguna organización se atribuyó de inmediato la responsabilidad, pero los rebeldes hutíes, partidarios del rival grupo Estado Islámico en Yemen,  son enemigos jurados de la poderosa rama yemení de Al Qaeda, considerada por Washington la más peligrosa de las afiliadas a la organización terrorista.

Los rebeldes huties, celebraron los atentados a través de la red social Twitter.

Los salvajes ataques fueron perpetrados durante las oraciones del viernes, dijeron fuentes médicas y de seguridad.

Las mezquitas, ubicadas en el centro de Saná, capital de Yemen, son conocidas por ser usadas principalmente por simpatizantes del grupo musulmán chií de los Houthis, que controla el gobierno.

Los ataques suicidas ocurrieron con intervalos de tiempo entre uno y otro, indicaron testigos.

Una de las mezquitas atacadas fue la chií de Al Hashush, situada en el barrio de Al Yarraf, en el norte de Saná.

La UE condena el ataque

La Unión Europea condenó la escalada de violencia en Yemen tras el bombardeo hutí al palacio del mandatario Abdo Rabu Mansur Hadi en Adén y los ataques de hoy a mezquitas, y llamó a las partes a cesar las hostilidades y comprometerse con el diálogo y el proceso de transición.

"Los ataques con bombas contra las mezquitas en Saná durante el viernes de oración, así como los bombardeos aéreos en Adén contra el palacio de Hadi tenían una clara intención de torpedear el proceso de transición de Yemen", lamentó un portavoz de la alta representante, Federica Mogherini, en un comunicado.

Por otro lado, la UE condenó el asesinato del periodista Abdulkarim al Khaiwani, quien "desempeñó un papel positivo y ejemplar en los últimos años dentro de la conferencia de diálogo nacional y en la defensa de los derechos humanos".

El portavoz de Mogherini recordó que "solo con un consenso político amplio a través de negociaciones de paz en una atmósfera libre de miedo entre los grupos políticos puede traer una solución sostenible a la actual crisis y preservar la unidad e integridad territorial de Yemen".

El bloque europeo quiso dejar claro que "sigue estando al lado del pueblo yemení en esta coyuntura crítica y reafirma su compromiso para continuar dando apoyo al país en el proceso de transición".

Los Veintiocho urgen a todas las partes a volver al diálogo, en particular a las negociaciones conducidas por la ONU.

Ataque aéreo

En la víspera de los ataques, la aviación controlada por el movimiento de los hutíes había bombardeado el Palacio Presidencial de la ciudad meridional de Adén, en medio de una grave escalada del conflicto entre fuerzas partidarias y opositoras al mandatario yemení, Abdo Rabu Mansur Hadi.

Los aviones militares, que salieron de la base área Al Dalimi, controlada por los hutíes en la capital, Saná, atacaron el Palacio Al Maashiq, en Adén, capital histórica del antiguo Yemen del Sur.

Se trata de la mayor escalada de tensión en la crisis yemení desde la huida de Mansur Hadi a esa ciudad tras su dimisión por supuestas presiones del grupo rebelde chií, que tomó el control de Saná el pasado 21 de enero.

Según una fuente presidencial, los cazas lanzaron tres bombardeos aéreos contra sitios en el complejo del palacio, pero sin causar víctimas.

la ofensiva fue una reacción al ataque de fuerzas militares y tribales leales al presidente contra la sede de las Fuerzas Especiales de Seguridad en Adén, después de que su comandante, el general Abdelhafez al Saqaf, rechazase un decreto presidencial que lo destituye de su puesto.

©Univision.com

Criticón Digital